El lunes venció el plazo de presentación de candidatos para renovar la cúpula partidaria en la UCR. Habrá una única lista que encabeza Juan Carlos Polini. Aída Ayala, líder del Nuevo Espacio Abierto denunció “proscripción” y aseguró que les niegan participación por no aceptar las condiciones de expulsar al concejal Dino Ortiz de dicho espacio. “Yo soy presidenta del NEA, no soy la dueña. (…)”, afirmó y aseguró que “es el Partido el que lo tiene que expulsar”, de requerirlo. Lamentó la falta de apertura y diálogo y advirtió: “Yo en política no me jubilo”.

La diputada nacional por Juntos por el Cambio, Aída Ayala, dialogó este martes con CIUDAD TV, tras el cierre de listas en torno a las elecciones internas de la Unión Cívica Radical, proceso del cual quedó afuera el Nuevo Espacio Abierto (NEA), línea política que lidera la exintendenta dentro del partido centenario. Finalmente, será Juan Carlos Polinoi el único candidato para presidir el Comité Provincial.

“Nuevamente la proscripción en momentos tan sensibles, donde el área metropolitana de Resistencia es hoy la región más pobre de la Argentina. Nuevamente no estamos en la agenda de la gente”, expresó la funcionaria.

“La agenda de la gente pasa porque encontremos soluciones, porque nos presentemos como alternativa, no por una disputa radical. Y, lamentablemente, la decisión de las autoridades partidarias de Convergencia Social fueron dejar afuera de la conducción de la UCR al Nuevo Espacio Abierto”, reprochó la legisladora y recordó que la línea interna que lidera cuenta con miles de afiliados a lo largo y a lo ancho de la provincia.

“Somos dialoguistas, creemos en la apertura y pensamos que en estos tiempos difíciles el diálogo y el consenso debían primar. Tenemos mucho para aportar al partido. (…) Hoy, por determinadas circunstancias, por exigencias que no estamos dispuestos a aceptar nos han dicho que no somos dignos de integrar esta sociedad en la UCR con tantas líneas internas que hoy se presentan”, acentuó.

En concreto, aseguró que una de las exigencias de las autoridades partidarias fue que el NEA tome la decisión de expulsar, “por inconductas partidarias manifestadas por el Comité Capital”, del concejal Dino Ortiz. “Tienen que entender que el NEA no es un unicato, yo soy la presidenta, pero no soy la dueña, somos una conducción horizontal”, señaló.

Aclaró que tampoco ellos están de acuerdo, por ejemplo, “con el impuestazo que votó el concejal Dino Ortiz, o en algunas decisiones que se han tomado en el Concejo. Pero también reiteramos que no somos ni estamos apostando a la gestión de Gustavo Martínez. Yo soy opositora al Partido Justicialista y hoy se me exige que para ser parte de la UCR lo expulse a Dino Ortiz por ser parte del equipo de Gustavo Martínez. Él ya lo ha manifestado y tiene que defenderse al respecto. Y esto debe ir a la Junta, al Comité, a las autoridades de ética y conducta y es el Partido el que lo tiene que expulsar”.

“Yo he sido proscripta desde 2017 con esta causa armada, porque hoy el peritaje es claro y los tiempos de la justicia son los que definen. Ojalá vaya ahora a juicio oral y se sepa de mi inocencia”, dijo en relación a la causa por fraude y sobreprecios que pesa sobra la legisladora.

“Me siento proscripta como lo fui en 2017 y como lo sigo siendo ahora. No hay un partido que haya confiado en mí cuando yo he dado todo por el partido. Yo en política no me jubilo”, afirmó.

Consultada por la participación del NEA en las elecciones de medio término, reiteró que, “en principio, queríamos ser parte de un esquema y de un proyecto político del que hoy quedamos afuera como la UCR. Hoy hablar de cargos es estar afuera de la agenda de la gente. Es importante que recuperemos la intendencia de Resistencia, la provincia, nuestro país. No estamos de acuerdo con las políticas nacionales, provinciales ni las de la Municipalidad de Resistencia”.

Por último, al responder sobre sus intenciones en cuanto a recuperar la ciudad de Resistencia, aseguró que “todo va a depender de los vecinos, ni siquiera de la Unión Cívica Radical. Todo dependerá del NEA, del acompañamiento que podamos sentir de la gente, pero nunca fuera de una estructura partidaria que hoy nos contiene”.

“Nos han dejado afuera de las decisiones de la UCR, pero no vamos a bajar los brazos”. Hemos retrocedido a 2017, donde al NEA, en gran parte, se los excluyó de las decisiones. No fuimos nosotros los que armamos las estrategias y así nos fue: perdimos las elecciones a nivel provincial, en Resistencia, cuando yo estaba dispuesta a trabajar, pero manchada con un procesamiento, y ganaron los procesados”.

“Vamos a seguir trabajando, no vamos a bajar los brazos, pero estamos excluidos de las decisiones, de la estrategia y del camino a transitar por la Unión Cívica Radical”, manifestó.

Fuente: Chaco Día por Día