La ministra de Salud, Paola Benítez y la ministra de Seguridad, Gloria Zalazar anunciaron medidas de control ante aumentos significativos de casos de COVID-19, por lo que se establecerá la alarma sanitaria en el Gran Resistencia y no se podrá circular de 21 a 7. También se ejecutarán restricciones en Hermoso Campo, Villa Ángela, Sáenz Peña, Quitilipi, Charata y General Pinedo.

El Gobierno del Chaco, anunció este jueves en conferencia de prensa, medidas para restringir la circulación en el Gran Resistencia y seis localidades del interior, ante el incremente de contagios de COVID-19.

Así lo establecieron la ministra de Salud, Paola Benítez y la ministra de Seguridad, Gloria Zalazar. En ese marco, se estableció la vuelta de la alarma sanitaria y estará prohíbido circular de 21 a 7, sólo podrán aquellos que realicen actividades esenciales.

Benítez informó que en las últimas 24 horas se registraron 205 contagios nuevos y un total de 490 fallecidos. Añadió que existen 1.245 pacientes activos y 13.777 recuperados.

A su turno, la ministra Zalazar anunció que para que la situación no se agrave y que los indicadores de casos aumente, se establecieron medidas de control en determinadas zonas.

«Se establecerá la alarma sanitaria en las zonas críticas de Resistencia y Gran Resistencia. Así también, el control focalizado en las localidades de Hermoso Campo, Villa Ángela, Charata, General Pinedo, Quitilipi y Sáenz Peña en torno al control de movilidad y de distanciamiento social», informó la funcionaria.

Agregó que, «vamos a enfocar el recurso del ministerio de Seguridad y Justicia, entiendáse la Policía del Chaco, para evitar la mayor movilidad, el distanciamiento para no aumentar los casos».

Zalazar pidió nuevamente la colaboración y el compromiso individual de la ciudadania.

Fuente: TN24