La Concejal María Teresa Celada, se ha reunido con las autoridades provinciales Diego López Secretario General de la OTR Distrito Chaco, la Secretaría Adjunta Claudia Mariscal y los miembros nacionales Ariel Santurio, Jorge Astone y Luís Cerini. Juntos han repasado el trabajo que vienen realizando en el último tiempo, relacionado a la violencia laboral.

Uno de los principales logros que han conseguido, es la visibilización del convenio 190 de la OIT, la cual salda algunas de las deudas con los trabajadores, de todos los ámbitos, del privado, del público y del formal e informal. Llevar a la práctica este instrumento, estaría achicando la brecha entre hombres y mujeres, potenciando perfiles que quizás no surgen porque desarrollan su labor en un ambiente hostil.

La edil además recordó que en los próximos días conoceremos al coordinador de la Oficina Interdisciplinaria para la Prevención, Tratamiento y Sanción de la Violencia Laboral en el ámbito municipal, que obedece a la Ordenanza 13253, la autora del proyecto explicó: “Tal
cual lo establecía la norma, los aspirantes que completaron los requisitos, han rendido un examen escrito en primera instancia y uno oral para exponer sus conocimientos en la temática”.

Remarcó: “Esta oficina va a redundar en beneficios no solo de los empleados municipales sino de la sociedad en general. Puesto que esto significa mejor atención para los ciudadanos cuando acudan a la municipalidad, como debe ser, porque el clima laboral que se pretende crear a partir de esta oficina indudablemente va a ser diferente al que actualmente vivimos”.

“Lo que planteamos en este encuentro, es el seguir trabajando de manera conjunta los funcionarios y las autoridades partidarias, ya que estas últimas son los que se encuentran más cercanos a los miembros de los distintos sindicatos y nos hacen parte de las inquietudes, por mi parte me encuentro a su entera disposición, ya que además represento a Resistencia Red Territorial contra la Violencia Laboral, con el compromiso de legislar sobre las necesidades de los trabajadores, teniendo como base a los fundamentos necesarios para abordar la violencia y el acoso”.

“Sobre este último punto mencionado, debemos llevar adelante tareas con un enfoque inclusivo, reduciendo y acabando con este flagelo silencioso, evitando los estereotipos, las formas múltiples de discriminación y el abuso de las relaciones de poder por razón de
género, el acoso recae en forma desmedida sobre las mujeres, es un hecho al del cuál no podemos ocultarlo bajo la alfombra”.

“Siguiendo esta línea, debemos entender también que la perspectiva de género es un compromiso social, por ende lo debe ser asumido por todos, es por eso que hemos presentado iniciativas que bregan por que esto suceda, donde los trabajadores son la herramienta principal, como por ejemplo Boleto Rojo, Formación y capacitación para porteros y encargados en materia de violencia de género, el Registro Municipal de Organizaciones que acompañan, el Programa de espacios seguros, la modificación del régimen de licencias para las trabajadoras jornalizadas del municipio, Programa de Formación y Capacitación en violencia de género, por mencionar algunas de las normas que hemos realizado en la Municipalidad de Resistencia en los últimos años”.
Finalizó.